La Organización de la Naciones Unidas solicita “alto al fuego” mundial y unidad contra el oponente común: el Covid-19

CIUDAD DE MÉXICO.-

El secretario general de la Organización de las Naciones Unidas (ONU)

António Guterres, hizo un llamado a la comunidad internacional para “un alto al fuego mundial” y unirse en la lucha contra el Covid-19.

“Nuestro mundo se enfrenta a un enemigo común: el Covid-19”, afirmó Guterres en una rueda de prensa virtual, en la que hizo énfasis en la necesidad parar todos los conflictos para centrarse en “la verdadera lucha de nuestras vidas”.

“Nuestro mundo se enfrenta a un enemigo común: el COVID-19. Este virus no entiende de nacionalidad ni de etnia, facción o bien fe. Ataca a todos, sin tregua.

“Mientras tanto, los conflictos bélicos prosiguen en el mundo entero. Los más vulnerables — las mujeres y los niños, las personas con discapacidad, las personas marginadas y desplazadas — pagan el precio más elevado”, destacó Guterres.

Los sistemas de salud en los países en guerra, están destruidos, hay miles y miles de alejados y asilados y son en especial frágiles al virus, agregó.

“No olvidemos que en los países arrasados por la guerra ha habido un colapso de los sistemas de salud. Los profesionales de la salud, ya escasos, han sido con frecuencia atacados.

“Los refugiados y otras personas desplazadas por conflictos violentos son doblemente vulnerables. La agresividad del virus ilustra la locura de la guerra”.

“Por eso, hoy pido un alto al fuego mundial inmediato en todos los rincones del mundo. Es hora de ‘poner en encierro’ los conflictos armados, suspenderlos y centrarnos juntos en la verdadera lucha de nuestras vidas”, apuntó el secretario general de la Organización de la Naciones Unidas.

Guterres solicitó a las partes beligerantes cesar las hostilidades, dejar a un lado la falta de confianza y la animosidad.

“Silencien las armas, detengan la artillería, pongan fin a los ataques aéreos. Es crucial que lo hagan”, clamó a todas y cada una de las partes implicadas en conflictos bélicos.

El secretario general de la Organización de la Naciones Unidas estimó que la pausa en los combates va a ayudar a crear corredores para proveer ayuda vital, va a abrir ocasiones “de valor incalculable” para la diplomacia y dejará “llevar esperanza a los lugares más vulnerables al COVID-19”.

“Inspirémonos en las alianzas y el diálogo que poquito a poco toman forma entre las partes contrincantes para permitir nuevas formas de hacer frente al COVID-19. Pero no solo eso; precisamos considerablemente más.

Necesitamos poner punto y final al mal de la guerra y batallar contra la enfermedad que está devastando nuestro planeta. Y esto comienza poniendo fin a los enfrentamientos en todas y cada una partes. Ahora”, destacó.

También puedes leer: México enfrentará reto sanitario, económico y social, en malas condiciones.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies