Los Mundiales que terminaron en goleada

Fotos: AFP

Francia se impuso en la Copa del Planeta de Rusia dos mil dieciocho merced a su eficiencia goleadora ante Croacia. Cuatro anotaciones, la segunda cantidad más alta conseguida en una final por el título, certifican el poder galo.

Un autogol de Mario Mandzukic y los tantos de Antoine Griezmann, Paul Pogba y Kylian Mbappé fueron suficientes para dar cuenta de los balcánicos, uniéndose a un conglomerado de países que han vencido con autoridad a sus rivales.

Italia 4-dos Hungría, Mundial de Francia 1938

Todo empieza en el Mundial de Francia 1938, en el que Italia liquidó a Hungría para conseguir el bicampeonato. Gino Colaussi y Silvio Piola marcaron sendos dobletes para la Azzurra, al paso que los húngaros apenas descontaron gracias a Pal Kitkos y Gyorgy Sarosi.

Brasil cinco-2 Suecia, Mundial de Suecia 1958

Veinte años después, Brasil conseguiría su primer campeonato tras arrollar al equipo anfitrión en el juego terminante. La pareja de Vavá y Edson Arantes do Nascimento “Pelé” se dio gusto con par de tantos cada uno, además de Zagallo, quien hizo el cuarto del equipo sudamericano. Por los de casa aparecieron Nils Liedholm y Agne Simonsson para dar decoro al marcador.

Inglaterra 4-2 Alemania, Mundial de Inglaterra 1966

En mil novecientos sesenta y seis la fortuna del anfitrión sería muy, muy diferente y es que el equipo de los Tres Leones conseguiría levantar el trofeo Jules Rimet merced a una buena actuación de legendario Geoff Hurst, autor de un triplete, y fue quien apareció en la prórroga con dos goles que significaron la gloria. Helmut Haller adelantó a los germanos pero el propio Hurst empató las acciones. Martin Peters adelantaba a los británicos y sobre el final, Wolfgang Weber forzaba el tiempo extra. Esta final se recuerda por el “Gol Fantasma”.

Brasil cuatro-1 Italia, Mundial de México 1970

Uno de los mejores equipos de la historia de este deporte cerró la Copa del Mundo de México con una exhibición en el Estadio Azteca lleno. Un consagrado Pelé abrió el marcador con un cabezazo mortal. Roberto Boninsegna consiguió la igualada pero el Scratch du Oro los fulminó con las anotaciones de Gerson, Jairzinho y Carlos Alberto. Faena completa y justo premio para un cuadro plagado de estrellas como los propios Tostao, Rivelino y los propios Jairzinho y Pelé.

Brasil 0-tres Francia, Mundial de Francia 1998

Un par de décadas atrás, un elenco galo lleno de figuras se plantó en Saint-Denis para machacar a la vigente campeona del planeta. Un doblete conseguido por la cabeza del genio francés Zinedine Zidane allanó el camino antes de que Emmanuel Petit sentenciara el encuentro con un contragolpe mortal. El equipo de Aimes Jaquet se coronaba en casa ante la insensatez de una nación que no había probado las mieles del título más esencial a nivel de elijas.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies